top of page

Plasma Rico en Factores de Crecimiento (PRGF) para recuperar o mantener la función de tu pene.


La disfunción eréctil (DE) es una patología muy frecuente en nuestro medio, con una prevalencia media del 19% en la población general, siendo una entidad causante de gran afectación a nivel psicológico y con gran impacto en la calidad de vida de los pacientes y sus parejas.

 

Existen numerosos tratamientos para esta patología. Desde cambios en hábitos de vida, apoyo psicológico (especialmente útiles en casos de pacientes jóvenes), pasando por el tratamiento farmacológico vía oral, la terapia de inyección en el pene de fármacos o los dispositivos de vacío y, finalmente, en los casos que no responde a todo lo anterior, la colocación de prótesis de pene.


Recientemente, aparece en la literatura científica publicaciones acerca del uso del PRP o PRGF (plasma rico en plaquetas o en factores de crecimiento) para mejorar los tejidos cavernosos y, por tanto, su capacidad de erección.


Son tratamientos muy bien tolerados, puesto que se realizan con la propia sangre del paciente, sin química externa.


Si sientes que consigues penetrar pero tus erecciones no son como antes, esta opción de terapia te puede ayudar.


¿Cómo se hace?


Acudes a la consulta, para una extracción de sangre venosa que posteriormente se procesa.


Una vez transcurrido el tiempo de procesado, se selecciona la parte de la muestra que contiene mayor concentración de factores de crecimiento y, posteriormente, se inyecta en los cuerpos cavernosos del pene. La aguja es muy fina y la molestia es mínima o inexistente.


Luego se coloca, si procede, un vendaje suave, que se retira a las 4 horas.


En aproximadamente 2-4 semanas, repetimos el procedimiento.


Si ha sido efectivo y te has sentido bien con el

resultado, se puede repetir el procedimiento una vez cada 6 ó 12 meses.



¿Beneficios?


Existe un grupo de pacientes que quieren sentir que se están cuidando, es decir, que están ejercitando su cuerpo, cuidándose externamente con otros tratamientos y, también, manteniendo la buena función y el aspecto del pene.


En determinadas situaciones puede suponer la resolución de la disfunción eréctil. Es decir, para casos en los que erecciones no son como antes o, en ocasiones, son de baja rigidez, puede contribuir a la mejoría del problema.


En otros contextos, es decir, para casos en los que se utiliza medicación oral para mejorar las erecciones, podría ser que con el tratamiento se pudiera disminuir la dosis o incluso prescindir de ella.


Para usuarios de inyecciones intracavernosas (Caverject®) para la disfunción eréctil, podrían tener una mejoría que supusiera desescalar un tratamiento, es decir, que se manejara la disfunción con pastillas en vez de con Caverject®.


Efectos secundarios descritos


Son mínimos puesto que se utilizan tus propios factores sanguíneos para mejorar.

Así, se reducen a los efectos que pueda tener el propio pinchazo como, por ejemplo, pequeños hematomas.


Si buscas un urólogo en Gandia para estudiar y tratar tu disfunción eréctil, contáctanos a través del formulario o por teléfono, y pide ya tu cita o coméntanos tus dudas para que te podamos ayudar.

¡Es hora de lograr la vida sexual que deseas!



Referencias bibliográficas



Comments


Únete a nuestra lista de correo electrónico

¡Gracias por suscribirte!

bottom of page