top of page

Mi proyecto final del Máster de Medicina Estética que cursé en 2022.



Se tituló “Aplicación de las técnicas y productos vinculados a la medicina estética en el campo genital masculino”.


Con él trabajé en buscar los encuentros y las posibilidades de mejorar con la fusión de la urología y la cirugía genital y el campo de la medicina estética.


Ese motivo fue el que me hizo cursar el Máster Universitario en Técnicas Avanzadas Estéticas de la Universidad Cardenal Herrera CEU: poder enriquecer, desde el punto de vista estético, algunas de las intervenciones que ya realizábamos a nivel genital. Y también, para conocer más acerca de las terapias mínimamente invasivas, la medicina regenerativa y la longevidad.


Con ese razonamiento en la cabeza llegué al Master. Tuve compañeros/as de muchas especialidades que enriquecieron mucho aquellos meses. Y profundicé en el campo de la Medicina Estética acercándome a muchas técnicas, productos y suplementos totalmente nuevos para mi.


Fue ahí donde comencé a explorar los tratamientos no antibióticos para las infecciones de orina (que te cuento en este post), los suplementos alimenticios para mejorar la fertilidad o las erecciones, y también el PRP en el pene o la vagina.


Esto, junto con algunos reencuentros con profesoras del Master que eran amigas de la facultad, me descubrió una disciplina enorme que me hizo querer hibridar mi perfil médico-quirúrgico urológico actual con el de la medicina estética.


Y aquí estoy. Ahora continúo profundizando en esos conocimientos y, lo que he andado en este camino, por el momento, me está trayendo grandes satisfacciones.




59 visualizaciones

留言


Únete a nuestra lista de correo electrónico

¡Gracias por suscribirte!

bottom of page